Tom Hardy, ¿el próximo James Bond?

¿Qué saben del agente 007? Seguramente, que su nombre es Bond, James Bond. Que usualmente vive en Londres, aunque es un agente secreto activo a nivel internacional, y que le han dado vida actores tan célebres, entre otros, Sean Connery, Roger Moore, Pierce Brosnan o Daniel Craig más recientemente.

Pero, ¿quién será el sustituto de Craig después de “No Time To Die”, la película de la saga 007 que ha aplazado su estreno a abril de 2021 a raíz de la crisis del coronavirus? Son varios los nombres que suenan entre rumores, como Robert Pattinson, Tom Hiddlenston, Henry Cavill o Tom Holland.

Pero hay otro, Tom Hardy, que parece el favorito para encarnar al superagente según las últimas informaciones. Algunos también le llaman “el Marlon Brando actual” y ha sido “trending topic” en Twitter.

Juventud difícil

Edward Thomas Hardy nació en Hammersmith, Londres (Inglaterra), el 15 de septiembre de 1977. Es hijo de la pintora Anne (Barret) Hardy, de ascendencia irlandesa, y del escritor y guionista de comedias, Edward “Chips” Hardy.

De pequeño se crió en East Sheen, Londres, y estudió en los colegios Tower House School, Reed’s School y Duff Miller Sixth Form College, para finalmente comenzar a formarse como actor en la Richmond Drama School y el Drama Centre London.

En su juventud, mientras intentaba dar sus primeros pasos en el mundo de la interpretación y encontrar su camino, Hardy tuvo problemas con el alcohol y las drogas, concretamente con el crack, por lo que tuvo que pasar por rehabilitación.

En una entrevista con Daily Mirror y The Prince’s Trust afirmó que “no quería que nadie supiera que estaba fuera de control, pero era incapaz de ocultarlo”, y añadió: “tuve suerte de no contraer el VIH”.

A pesar de estos baches, fue logrando su sueño. Particularmente, en 2001 debutó en la miniserie “Band of Brothers” y posteriormente en la película “Black Hawk Down”. Un año después, apareció en “Star Trek: Nemesis”.

En 2003, Hardy fue nominado al premio Mejor Revelación en los London Evening Standard Theatre por sus papeles en “In Arabia We’d All Be Kings” y “Blood”. Además, participó en varias películas, como “The Reckoning” o “Dot the i”.

Así, siguió trabajando en cine y televisión, destacando títulos como la miniserie de BBC “The Virgin Queen” (2005); en la película “Marie Antoinette” (2006); en la serie de BBC “Stuart: A Life Backwards”; en el filme “Bronson” (2008); en la serie de ITV “Wuthering Heights” (2009) o en la película “Inception” (2010).

Actor hecho y derecho

La carrera de Tom Hardy ha continuado hasta la actualidad con papeles cada vez más reconocidos. En 2011 protagonizó “Warrior”; en 2012 trabajó en varios proyectos como “Lawless” o “The Dark Knight Rises” (de la saga “Batman”); y en 2014 apareció en la serie “Peaky Blinders”.

Más adelante, en 2015, trabajó de nuevo en varias películas, destacando su papel en “Mad Max: Fury Road” y su interpretación de John Fitzgerald en “The Revenant” le valió una nominación a los Óscar como actor de reparto. También actuó en “Legend”. A raíz de esta última, habló sobre la recurrencia de papeles de acción y gángsters en su filmografía.

“Detesto y me asusta la violencia, pero me divierte interpretar a este tipo de personajes”, dijo en una entrevista publicada por el diario español El Periodico. Y alegó: “afortunadamente tengo recursos para no apegarme a este tipo de situaciones. Pretendo que sean reales pero todo se queda ahí, en las escenas, y no me llevo nada a casa”.

En cuanto a su vida personal, estuvo casado con la productora Sarah Ward en 1999, pero se divorciaron en 2004. En 2005 conoció a Rachael Speed, subdirectora en “The Virgin Queen”, con quien tuvo un hijo en 2008 y rompió en 2009.

Ese mismo año comenzó una relación con la actriz Charlotte Riley, compañera de reparto en la serie “Wuthering Heights” basada en la novela homónima. Se casaron en 2014, y tienen dos hijos, nacidos en 2015 y 2018.

Más recientemente, en 2017 trabajó junto a su padre en la serie de BBC “Taboo”. En 2018 protagonizó “Venom”, para cuya secuela seguirá encarnando al peculiar antihéroe de Marvel, y este 2020 ha protagonizado “Capone”.

Ahora, los rumores le colocan como el sustituto de Daniel Craig para dar vida James Bond, unas informaciones que comenzaron en verano a raíz de una publicación de The Vulcan Reporter y que resuena con fuerza en otros medios como The Sun o The Mind Unleashed.

Y ustedes, ¿se imaginan a Tom Hardy en el papel? De momento, en 2021 seguirá siendo Daniel Craig quien se llame Bond, James Bond, pero pronto sabremos si es Hardy o algún otro el afortunado que encarnará al 007 y, sea como sea, Tom tiene mucha carrera por delante.

Por Nora Cifuentes.

EFE/REPORTAJES

%d bloggers like this: