El Supremo de EE UU ampara a católicos y judíos ante las restricciones de Nueva York por la pandemia

En una reñida votación en la que resultó determinante el voto de la juez Amy Coney Barrett, el Tribunal Supremo de Estados Unidos ha respaldado a última hora de este miércoles a dos congregaciones judías ultraortodoxas y a la diócesis católica de Brooklyn frente a las limitaciones de aforo impuestas por el gobernador de Nueva York, Andrew M. Cuomo, para frenar la pandemia. La votación, que se zanjó con cinco votos a favor de los demandantes y cuatro en contra, incluido el del juez conservador John G. Roberts Jr., que se alineó con los tres progresistas, revela el nuevo equilibrio de fuerzas de la corte y el punto de inflexión que ha impreso la llegada a la misma de la ultraconservadora Barret.

Seguir leyendo

7.000 positivos y 67 muertos en un día

En una jornada marcada por la celebración de Acción de Gracias -la fiesta grande del calendario estadounidense-, el demócrata Andrew M. Cuomo, gobernador por tercer mandato consecutivo del Estado de Nueva York, no comentó la sentencia del Supremo, limitándose a conmemorar la efeméride mediante un tuit en el que instaba a todos a usar mascarilla y a recordar que, solo el miércoles, unos 7.000 habitantes del Estado habían dado positivo en coronavirus, y 67 habían muerto. En otro tuit, Cuomo, galardonado recientemente con un Emmy especial por sus conferencias de prensa diarias durante la pandemia, recordó a todos la necesidad de “celebrar con seguridad” la fiesta, de carácter eminentemente familiar aunque este año la crisis sanitaria haya impedido muchos encuentros. Las notorias desavenencias de Cuomo y su correligionario Bill de Blasio, el alcalde demócrata de Nueva York, sobre las medidas a adoptar para frenar la curva de contagios llegan incluso al extremo de usar métricas diferentes por parte de la alcaldía y el Estado para medir la tasa de positividad del virus, que oscila en torno al 3%.

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com