Legisladores dan marcha atrás; apoyan se endurezcan medidas para evitar expansión del COVID-19

Luego de que el pasado jueves el Ministerio de Salud Pública reportara 1,560 casos nuevos de COVID-19, una de las cifras más altas que se haya registrado en el país tras registrarse el primer caso de la enfermedad en territorio nacional en marzo pasado, los legisladores dieron marcha atrás con su pedimento de que se flexibilicen las medidas por el asueto navideño.

El diputado Amado Díaz indicó que el aumento de las cifras de los infectados es una clara muestra de que los ciudadanos han perdido el miedo a la enfermedad, ya que se ven más relajados y desobedeciendo el toque de queda.

Manifestó que esa tendencia está ocurriendo a nivel mundial, misma que ha causado que grandes potencias hayan tenido que volver a el encierro para frenar la propagación del virus.

“Lo de nosotros es un reflejo de la falta de conciencia y a falta de miedo a la enfermedad. Corremos el riesgo de saturar el sistema de salud y entonces hacer la situación mucho más difícil”, explicó Díaz.

Aseguró que, aunque en las fechas navideñas los ciudadanos son más proclives a festejar y salir a la calle, se debe tomar el control de la situación y las personas deben tener un poco más de conciencia de que la enfermedad no juega.

Dijo que a la ciudadanía se le debe aplicar los correctivos de lugar.

Sobre la sugerencia que se le realizaba en días pasados al Poder Ejecutivo de que relaje las medidas por la Navidad, el legislador manifestó que “nada en la vida es estático y para el momento eso era lo que se aconsejaba, pero hoy en día lo que se impone es que esas medidas sean endurecidas”.

Mientras que el ministro de salud Pública, Plutarco Arias, dijo que en la medida en que la población continúa violando todas las políticas de distanciamiento y uso de mascarillas dispuestas por las autoridades, en esa misma medida se colocarán más restricciones.

En ese mismo sentido se expresó el diputado José “Bertico” Santana Suriel, quien dijo que las medidas restrictivas deben mantenerse producto del comportamiento de la población en los últimos días y los recientes aumentos de los casos de COVID-19.

El diputado está de acuerdo con que se prohiban las aglomeraciones de personas, pero que se les permita a la vez el libre tránsito y la circulación, pues eso es lo que tienen a las personas tan limitadas.

“Debemos de asumir con responsabilidad el mantener y endurecer las medidas preventivas que hagan mantener el distanciamiento social. Por unas navidades que no se celebren como tradicionalmente ha sido, no creo que nosotros vayamos a hacer que las cosas cambien en un futuro”, dijo Santana Suriel.

Otro que aboga porque no se flexibilicen las medidas es el diputado Saury Mota, quien señaló que en el país se debe evitar una segunda ola de COVID-19, por lo que las autoridades de Salud Pública deben tomas las medidas necesarias y oportunas antes de que la situación se salga de control.

El boletín 270 sobre el comportamiento del COVID-19 en el país reportó 492 casos nuevos para este lunes con una positividad diaria que ronda el 17.42 %.

El total de casos de la enfermedad en la República Dominicana es 155,184 desde el inicio de la pandemia, de la cifra 121,007 se han recuperado y 31,813 casos permanecen activos en el país, con un total de 2,364 defunciones.

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE