Dominicanas sobrevivientes de violencia doméstica en Puerto Rico concluyen ciclo talleres

Para crear un espacio donde un grupo de mujeres migrantes sobrevivientes de violencia doméstica, puedan reconocer sus capacidades y fortalezas al mismo tiempo que aprenden sobre destrezas para el manejo de proyectarse ante otras, fue celebrado el cierre de los ciclos de talleres del Proyecto de Autoconocimiento y Proyección titulado “YO SOY”, organizado por el Centro de la Mujer Dominicana en Puerto Rico.

La actividad se celebró en la Casa Cultural Ruth Hernández, del pueblo de Río Piedras, y donde las participantes quisqueyanas manifestaron sentirse muy satisfechas con lo aprendido en los talleres.

Romelinda Grullón, directora del Centro de la Mujer Dominicana, informó que otras de la intenciones de los talleres es crear un liderato de mujeres migrantes sobrevivientes de violencia de género que puedan identificar sus derechos y a su vez defender los mismos.

Felicitó a las talleristas y participantes y les exhortó a que continúen educándose para que vivan una vida libre de violencia y tengan el control de las situaciones que puedan atravesar como inmigrantes

“Ustedes son unas mujeres muy valientes y especiales, las felicito, este es el inicio de seguir trabajando para que se apoderen de sus historias y puedan compartirlas con otras”, apuntó.

Temas como racismo, xenofobia, violencia de género y organizaciones comunitarias, fueron algunos de los tópicos que trabajaron y de los cuales aprendieron las quisqueyanas que hoy viven libres de violencia doméstica y machista.

Estas mujeres son el primer grupo del proyecto que es posible gracias a la colaboración de MARÍA FUND.

Las participantes agradecieron a Grullón, directora del CMD y a las talleristas L’Orangelis Thomas Negrón, organizadora comunitaria y Ana Castillo Muñoz, escritora y coach sexual.

Igualmente se expresaron, aquí sus palabras de agradecimientos y satisfacción.

Martha María García, oriunda de la provincia Sánchez Ramírez, expresó que “los talleres estuvieron muy interesantes y que aprendí hacer nuevas amigas y compartir con otras compatriotas que tienen historias parecidas a las mías”.

Asimismo Amarilys Santos, proveniente de de San Francisco de Macorís manifestó lo siguiente: “aprendí a compartir, apoyarnos, escucharnos, es un proyecto para respaldaron. Asimismo, a esas mujeres que están calladas siendo víctimas de violencia doméstica, les pido que no callen, que no tengan miedo y salven sus vidas”, dijo.

Igualmente se manifestó Yanairis nacida en la provincia Hato Mayor del Rey, quien agregó que, en esos talleres aprendieron a valorarse como mujer y envío otro mensaje a las víctimas silentes de violencia doméstica.

“Que no se callen, que busquen ayuda porque el maltrato es un asunto de todos los días y no para”, agregó.

Nolys Abreu López quien es del barrio Libertad de Cotui, dijo que “Aprendimos a valorarnos, trabajar en grupo, apoyarnos como dominicanas y saber muchas cosas que no sabíamos”, finalizó.

Por su parte la trabadora social e intercesora legal Nilda E. Nieves Mercado, (MSW), manifestó.

“Estamos deseosas de poder darle continuidad al proyecto por la importancia que tiene la creación de espacios para reconocer y visibilizar los procesos de las mujeres migrantes en Puerto Rico” .

La misión del Centro del Centro de la Mujer Dominicana, es contribuir al bienestar integral de las mujeres inmigrantes en Puerto Rico, desde un modelo de empoderamiento a nivel individual, grupal y comunitario.

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE