El colapso de una tribuna de una plaza de toros en Colombia deja al menos cuatro muertos y cientos de heridos

El desplome de varios palcos de una plaza de toros este domingo en el municipio de El Espinal, en el departamento de Tolima, en el centro de Colombia, ha provocado una tragedia con un saldo de al menos cuatro muertos y centenares de heridos, de acuerdo con la información preliminar de las autoridades locales. Las imágenes del momento en que colapsan las endebles estructuras de madera atestadas de personas han dado cuenta del desastre ocurrido durante una corraleja, como se conoce en el país a las fiestas populares en las que el público baja a la arena para enfrentarse a novillos o toros pequeños.

“Espero que todas las personas afectadas por el derrumbe de la plaza de El Espinal puedan salir airosas de sus heridas”, escribió en sus redes sociales casi de inmediato el presidente electo, Gustavo Petro, que se posesiona el próximo 7 de agosto. “Esto ya había sucedido antes en Sincelejo”, la capital del departamento de Sucre, en el Caribe colombiano, recordó el líder de izquierdas, que se ha acercado a los discursos animalistas y fue muy vocal en su desacuerdo con las corridas de toros cuando fue alcalde de Bogotá, de 2012 a 2015. En su mandato detuvo las corridas en La Santamaría, la emblemática plaza de la capital colombiana. “Le solicito a las alcaldías no autorizar más espectáculos con la muerte de personas o animales”, expresó el ganador de las elecciones del pasado domingo, que acompañó su mensaje con un video aéreo del incidente.

En su mensaje, el presidente electo se refería a la tragedia sucedida en la plaza de toros Hermógenes Cumplido de Sincelejo en 1980, cuando unas 300 personas murieron al derrumbarse los palcos y otras quinientas resultaron heridas.

También el presidente saliente, Iván Duque, quien se encuentra de visita en Portugal, ha lamentado la “terrible tragedia” durante las fiestas de San Pedro y San Juan en El Espinal, un pueblo de unos 78.000 habitantes ubicado a 150 kilómetros de Bogotá. “Pediremos una investigación de los hechos; pronta recuperación a los heridos y solidaridad con las familias de las víctimas”, expresó el mandatario. Su número dos, la vicepresidenta y canciller, Marta Lucía Ramírez, lamentó lo ocurrido y se refirió a la falta de seguridad en el montaje de esas plazas de toros informales. “¿Quién hace verificación de mantenimiento? ¿Quién revisa condiciones de seguridad? Estos hechos deben terminar. ¿Cuántas vidas perdidas una y otra vez sin nadie que responda?”.

Varias personas frente a las gradas colapsadas de la Plaza de Toros del Espinal en Colombia.STRINGER (REUTERS)

“Por dónde se mire es absurda la tragedia de El Espinal”, coincidió Claudia López, la alcaldesa de Bogotá, del partido progresista Alianza Verde, quien secundó a Petro en su llamado a la sociedad para detener las corridas de toros, a las que calificó también como “espectáculos de muerte”. El gobernador del Tolima, Ricardo Orozco, le dijo a la emisora Blu Radio que la tragedia ha dejado de momento cuatro muertes confirmadas: dos mujeres, un hombre y un menor de edad. Los heridos se acercan a trescientos. También anticipó que pedirá “la suspensión de toda esta clase de fiestas que son las corralejas”, alegando que los eventos “atentan contra la vida” y fomentan el “maltrato animal”.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS sobre Colombia y reciba todas las claves informativas de la actualidad del país.

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com