Rendición de cuentas 2024: Crear empleos, la gran meta

Tras citar las medidas adoptadas durante su gestión que le habrían permitido tener un buen desempeño económico, el presidente Luis Abinader enfatizó en que la gran meta irrenunciable detrás de esas acciones era la de crear empleos.

En ese campo, resaltó los logros que –dice- obtuvo, consiguiente algunas de las tasas más bajas del país.

«En el cuarto trimestre de 2023 tuvimos el nivel más alto de la historia de ocupados con 4 millones 950 mil personas empleadas, con la creación neta de 178 mil nuevos empleos totales durante el año. También es el trimestre con el nivel más alto de ocupados formales de la historia: 2 millones 140 mil personas».

Señaló que en el último trimestre del 2023 la tasa de desocupación abierta fue de 5 %, que implica dos puntos porcentuales menos que la tasa de 7.1 % existente en agosto de 2020 y una reducción porcentual del 30 %. 

Dicha tasa de desocupación, dijo, es más baja que la previa a la pandemia en 1.5 puntos porcentuales, para una reducción de 23%. 

Respecto a la tasa de desempleo abierto, señaló que era la segunda más baja de la historia. «En otras palabras, los tres trimestres de menor desempleo de toda la historia han sido alcanzados durante la presente gestión gubernamental», recalcó.

Abinader también mencionó la reducción de la brecha de género y de edad que afecta a sectores vulnerables como son las mujeres y los jóvenes, como parte fundamental de los objetivos de su política de trabajo y del Plan Nacional de Empleo.

«Hoy, del total de la población ocupada en empleos formales privados, 616,192 son jóvenes entre 18 a 30 años. Esto representa un 37.2 % de la población total ocupada, un crecimiento del 37.6 % con relación al 2020, cuando este indicador se colocaba en 447,913 personas jóvenes.  

Además, indicó que el 66.4 % de todos los empleos creados en el último trimestre del 2023 corresponden a personas menores de 35 años.  

Destacó que, además de más empleos, también consiguieron mejores condiciones para los trabajadores y sus familias.

«Al asumir el gobierno de la nación, nos encontramos con una realidad difícil: salarios muy deprimidos y una importante brecha entre el salario nominal y el salario real, esto es, la cantidad de dinero que gana un trabajador y el costo de la canasta básica. 

Esta situación de décadas no es fácil de revertir y menos en las circunstancias tan complicadas que encontramos a nuestra llegada al gobierno», señaló.

No obstante, dijo que en sus casi cuatro años de gestión, junto trabajadores y empleadores, aprobó dos rondas de aumento de salario mínimo, pasando de un promedio de 248.2 dólares en agosto del 2020 a 362.5 dólares en febrero del 2024, para un incremento porcentual del 46 %. 

Afirmó que gracias a los aumentos de salarios aplicados en marzo y mayo de 2023, se generaron alzas de todos los salarios privados formales y que éstos, sumados al control de la inflación generaron a diciembre de 2023 un crecimiento interanual de 9 % de los salarios promedios reales de todos los trabajadores del sector privado formal.  Adicional, dijo que se ha verificado un crecimiento de un 15 % del salario mínimo real.

«En mi primera reunión al llegar al gobierno con los principales representantes de las centrales sindicales, que están hoy aquí presentes, les dije que mi objetivo era mejorar el salario real de los trabajadores, y a pesar de las difíciles circunstancias, hemos avanzado y seguiremos trabajando para mejorarlos aún más», prometió Abinader.

Según el mandatario, el salario mínimo del país es el séptimo más alto de América Latina, por encima del de México, Brasil, Perú o Colombia. 

Es periodista en Diario Libre.

About Author

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE